Champaña, sexo y farra: La vida del fotógrafo más salvaje del EDM

Este articulo se publicó originalmente en THUMP MX.

Sigue a THUMP Colombia en Facebook

Hace un tiempo unos amigos me enseñaron las fotografías de un tipo al que le gustaba mojar, empelotar y tomar fotos de las chicas que van al club. Kirill Was Here es tal vez uno de los mejores fotógrafos que tiene el EDM, no por la técnica o pureza de sus fotos, sino porque es el único que ha sabido retratar el verdadero espíritu del YOLO.

Cuando hablé con Kirill se estaba recuperando del guayabo que tenía después de la celebración de su cumpleaños. Se ve que estaba muy concentrado con lo que hacía porque me pidió unos minutos mientras terminaba de organizar la galería de su fiesta de cumpleaños, que además quería seguir tuiteando.

THUMP: ¡Hola, Kirill! Estaba viendo las fotografías que tomaste en tu cumpleaños, ¿cómo te fue?

Kirill Was Here: Fue algo muy loco. Un amigo sacó una galería con mi cámara y otro chico fue a tomar otras fotos. Fue muy divertido.

Veo que hay algunas chicas que se repiten en tus fotos, ¿son tus amigas o algo más?

Sí, son amigas mías. A estas alturas ya tengo amigas y amigos en cada ciudad a la que voy y salen de fiesta conmigo. Hay chicas en Twitter que me escriben, empezamos a interactuar, intercambiamos números y resultan siendo muy locas. Ellas son las más locas y salen en la fiesta entre la gente que se ve más tranquila.

¿Hay una lista de invitados de Kirill en cada fiesta a la que vas?

No tengo una lista. Normalmente entran conmigo cuando llego porque me da pereza tener que por salir por ellos después. La gente va a la fiesta por distintas razones: el lugar, el DJ o por mí. Mis amigos o fans de Twitter suelen estar conmigo siempre; primero vamos a mi hotel y hacemos la previa, nos prendemos un poco y ya después nos vamos al club. Me gusta estar con gente divertida, chicas alocadas, tipos que están dispuestos a pasarla bien. No me gusta estar con gente que se la pase aburrido o pendiente del teléfono.

¿Desde hace cuánto empezaste con todo esto?

Llevo mucho tiempo de fiesta, pero comencé a tomar fotos hace cinco años.

¿Empezaste en bares de comedia, no?

Sí, empecé a hacerlo porque me aburría en el colegio. Me gustaba ir a los clubes de comedia y hacer diseño gráfico para gente como Louis C.K. Pasaba bien junto a ellos porque son divertidos y eso me fue dando el toque que tengo hoy en día. Empecé a combinar ese mundo con lo que hoy hago, tomar fotografías.

Me imagino que poco a poco fuiste tomando riesgos para llegar al tipo de fotos que tienes hoy.

No me gusta la vida nocturna, me parece aburrida. Mis fotos son una reacción a lo aburrido que me parece. Yo salgo a pasarla bien, voy a echarle leche a las mujeres, voy a lanzar champaña, quiero que se desnuden las chicas. No sé cómo sea en tu ciudad, pero me he enfiestado en muchos lados del mundo y he visto a un montón de gente que sólo va a los clubes a estar parada mirando el celular. Me gusta ir y hacer un buen ambiente. Si sales de fiesta en Nueva York tienes que comprar cinco botellas, vestirte de cierta manera y comportarte de cierto modo, y a mí me emputa eso. Ve, pásala bien, sé un estúpido, emborráchate, tira. Digo, esa es la verdadera razón por la que sales de fiesta. A veces sí vas por el lugar o cierto DJ, pero la razón principal es porque te quieres descargar y encontrar a alguien que quiera follar contigo. Eso es lo que quiero retratar, que en todos el mundo eso es lo que en realidad motiva a la gente a salir.

Y si llegas a un lugar y no está bueno el ambiente, ¿te propones prender el ambiente?

Sí, lo intento y me funciona el 90% de las veces. Si voy a fiestas donde siento que no encajamos, empiezo a darle shots a las mujeres, les rocío champaña… Hay chicas que necesitan un empujoncito para volverse locas. Primero un shot, luego las incito a que me dejen mojarlas con champaña, quiero que la pasen bien. El minuto en que empiezas a pasar bien y los demás lo ven, todos dicen, “ok, nosotros también podemos”.

Tu nombre es “Kirill Was Here”, que significa que YA estuviste en el lugar. Eres toda una marca ahora, ¿en qué momento te volviste eso?

Lo que más me ayudó fueron los DJs de EDM, A-Trak, Steve Aoki, Krewella y Tiësto. Los fans del EDM son tan leales que mi marca empezó a crecer un montón. La gente vio que mis fotos eran atrevidas, sexys, locas, y se dieron cuenta que esto era algo real y cool. Me volví oficial en la vida nocturna.

¿Te consideras alguien que entretiene a la gente o tan solo eres un fotógrafo?

Creo que sólo soy una persona. Digo, sí soy fotógrafo pero más que todo me gusta salir y pasarla bien. Me gusta tomar con la gente que está en la fiesta en cada ciudad que visito, emborracharme con ellos. No pienso que yo sea profesional como fotógrafo, pero sí como alguien que se enfiesta.

¿Y qué tan a menudo te contactan para que bajes las fotos de alguien que saliera muy borracho en tus fotos y no le gustó que las subieras a Internet?

Me llegan algunas. Yo soy alguien que va y toma fotos de la fiesta, pero tampoco pasa nada si me piden bajarla. Entiendo que las chicas no se sientan cómodas, pero también me ha pasado el caso contrario, me contactan para agradecerme que sus tetas se vean tan bien.

Muchos amigos me pidieron que te preguntara esto, ¿cuál es tu secreto para llevar la fiesta del club al hotel?

Hay dos elementos:

Primero, en este punto mucha de la gente con la que me enfiesto me conoce. Es como Girls Gone Wild. Me reconocen. Digo, no soy Tiësto, pero cuando me ven es algo así. Cuando las chicas ven a Tiësto quieren tirar con él, lo mismo pasa con Steve Aoki. La fama de la vida nocturna es la que atrae a estas chicas para que vengan a parchar después de la fiesta.

La verdad no sé cómo tenía sexo antes de tomar fotos.

¿Has intentado volver a salir sin tu cámara para ver cómo era?

Sí, ya lo he hecho y como ya me reconocen, me empiezan a mostrar las tetas. Les digo, “oye, pero ni siquiera traigo mi cámara”, “no nos importa, míralas”. La gente me da botellas de champaña para que las moje. En mi fiesta yo no tomé las fotos y la pasé muy bien.

¿Cómo convences a alguien como Tiësto para que se enfieste?

Fui a Las Vegas y era su cumpleaños. Fue muy divertido, la verdad es una de las personas más generosas y atentas que hay. Se preocupa por todos los que están a su alrededor para que se la pasen bien. Nadie puede durar tanto en la industria y ser cool si no tienes un temperamento así. Todos aman a Tiësto, es loquísimo.

Pero, ¿cómo logras que Tiësto deje de ser una figura un tanto reservada para volverse alguien más alocado ante la cámara?

Somos amigos desde que me encontró por Twitter. La primera vez que trabajamos juntos fue cuando hizo la gira por las Universidades. Fue perfecto porque eran chicos locos que querían ser fotografiados. Alguien como él sabe que se tiene que comportar porque es un artista, pero igual sabe cómo divertirse sin arriesgar. Me gusta verlos desde un ángulo más sexy pero tampoco quiero comprometerlos como marca. En las fotos lo ves mojando viejas con champaña y un pastel en forma de tetas, pero eso lo hace más único porque no es lo típico que ves en otros lados. Yo lo que busco es mostrarlo como persona, aparte de ser el súper DJ que ya es.

¿Cuál crees que podría ser el siguiente paso en tu carrera? Ya has fotografiado suficientes tetas, culos y DJs.

No quiero parar, mi carrera está muy caliente ahorita como para soltarla y quiero que mi marca crezca mucho más de lo que lo ha hecho en los últimos cinco años. No sé dónde vaya a parar. En algún momento me encantaría hacer videos musicales o películas, no sé. Esa es la magia de tener tantos seguidores, que puedo llevarlos conmigo a donde yo quiera ir.

¿Te parece importante que los fotógrafos tengan que construirse una marca?

Todo necesita tener una marca si quieres que se convierta en algo más que un hobby. Cada fotógrafo necesita una marca. Podrías sobrevivir si tienes otro trabajo y lo haces bien, pero mi meta es ser más grande que eso. Quiero que mi marca sea grande y se reconozca fuera de la vida nocturna. Si quieres ser súper exitoso, debes hacerlo bien. Hay DJs que sabes que son muy buenos y les va bien pero hay otros como Tiësto que llegan más lejos ¿Cómo lo logró? Pues obvio, porque es una marca. Tienes que atreverte y hacer una marca grande, poderosa.

¿Cuál es tu club favorito?

No sé si siga existiendo pero dicen que hay un club enorme en Acapulco (yo creo que se refiere a Cancún, porque dice que caben 5 mil personas). Dicen que se pone increíble en Spring Break.

¿Tienes cinco tips para pasarla increíble en una rumba?

No sé si existen cinco consejos, pero esto es lo que pienso:

Lo primero que tienes que hacer es no llevar tu teléfono. Si lo llevas, ¿a qué vas? Es una mierda tener que parchar con gente que se la pasa mirando la pantalla a ver qué pasa en las redes sociales. Ponle atención a lo que pasa a tu lado, disfruta la fiesta. También aconsejo beber mucho para pasara bien. Aunque muchos digan que “no necesitas tomar para divertirte”, en un club sí lo necesitas.

Por último, no le tengas miedo a las mujeres. Muchas van a interactuar y hablarte, no te espantes. Invítales a un trago, emborráchalas y pásenla bien. No va a pasar nada malo si les hablas.

¿Y cómo hacen las chicas para pasarla bien?

Tienen que entender que todos salen de fiesta porque quieren pasarla bien. Vayan con la mente abierta, interactúen y no piensen que todos somos raros. Sepan que todos vamos para pasar un buen rato. Mira, salgan, pásenla bien, sean sociales. Esta nueva generación se la pasa en el teléfono y sus redes sociales, son todos antisociales.

Pero eso de ser antisociales tiene un algo…

Sí, pero les arruina la vida. Si se la pasan ahí todo el tiempo, incluso cuando van de fiesta, la están cagando. Guarden el puto teléfono y diviértanse. La gente ya olvidó como es ir de fiesta a pasarla bien.

¿En tu cumpleaños dejaste que la gente usara el teléfono?

Ya ni me acuerdo. Yo perdí el mío de lo borracho que estaba. Si algo muy loco está pasando, dale, sácalo y haz un video, pero no te la pases ahí pegado toda la noche.

Conozcan todo el trabajo de Kirill Was Here en Facebook y Twitter.